Consejos reales para mantenerse positivo al abandonar el trabajo

Tomar la decisión de jubilarse anticipadamente a menudo puede sentirse como un golpe al espíritu. Es fácil regresar mentalmente a ese momento durante la entrevista de trabajo, cuando te preguntaron: “¿Dónde te ves en cinco años?”

Para Willeke Van Eeckhoutte, sus aspiraciones incluían estudiar psicología y ascender en la escalera corporativa. Además, hacía poco que había empezado una nueva relación, y a nivel profesional las cosas estaban yendo bien, al menos hasta que el diagnóstico de esclerosis múltiple la hizo sentir que su plan de vida se había arruinado.

“Nadie puede practicar cómo es vivir con una enfermedad grave, de modo que tuve que improvisar a medida que avanzaba. No hubo cartas mágicas que me mostraran cuál sería mi plan a cinco años, si todavía seguiría en el trabajo o si mi deterioro sería más rápido”.

Cuatro años después de su diagnóstico, la fatiga, el dolor y los períodos de licencia por enfermedad siguieron aumentando en tiempo y espacio. La idea de una jubilación anticipada comenzó a afianzarse, a medida que veía un futuro en el que no podría trabajar con regularidad a causa de sus síntomas. Sabía que podía ser el momento de dejar su trabajo porque se negaba a ser una carga para sus compañeros.

“Ellos se merecían una compañera que esté al 100 por ciento”, cuenta Willeke, “no alguien que aparece una mañana solo para volver a ausentarse al día siguiente”. Hubo muchos momentos de duda, en los que su corazón decía: “Amas tu trabajo, sigue trabajando”, pero su cabeza sabía que jubilarse era la decisión correcta.

Willeke tuvo que aprender a construir su vida en torno a su nueva realidad, una que hasta el día de hoy consiste en hospitales, neurólogos, planes de tratamiento y jubilación anticipada. “No era lo que tenía en mente cuando emigré a Irlanda, pero es lo que me tocó y la vida tenía que continuar. Unas pocas semanas de sentimientos negativos se convirtieron en muchos años de positividad”.

Entonces, ¿qué consejo tiene para dar a otras personas que tuvieron que cambiar el rumbo de sus carreras profesionales a causa de su EM?

Mente sobre materia.

“A nivel mental, las cosas se pondrán mejor”, asegura. “Es un cliché al que suelo referirme… no para ocultar sus emociones o para mentirles, sino sencillamente porque realmente mejoran las cosas. Todavía me pregunto sobre ese dicho de “tener que llorar por tu viejo yo” que a veces te dicen cuando recibes el diagnóstico de una enfermedad crónica.

“Tal vez todavía me inclino a pensar que es mejor seguir con la vida, pero somos todos diferentes, y cuanto más me decían que tenía que entristecerme, más ganas tenía de levantarme y correr un maratón. Eso sí, un maratón en mis sueños, con tacones altos, yendo hacia atrás por una colina alta”.

Tal vez no lo veas así cuando la jubilación se vuelve una realidad, pero existen muchos beneficios y oportunidades que surgen cuando se termina tu carrera profesional.

Haz lo que más te convenga.

Como dice Willeke: “Mi plan a cinco años resultó todo lo contrario a lo que yo quería en un principio, pero me dio una mayor riqueza a nivel psicológico que cualquier otro tipo de vida materialista. Estoy completamente decidida a experimentar tanto como sea posible de la vida. Realmente está todo ahí afuera para disfrutarlo. No todo tiene que ser siempre sobre estar neurológicamente comprometida. Solo hay que disfrutar de la vida dentro de los límites de tus capacidades”.

Entonces, tal vez el rumbo que imaginabas para tu carrera no está en las cartas en este momento. Está bien. Eso tampoco quiere decir que no tengas opciones. Podría ser que quieras pasar más tiempo estudiando, o trabajando como voluntario para esa causa que siempre te interesó, o que simplemente quieras pasar más tiempo con tu familia en tu casa o en el exterior.

Explora tus opciones

Willeke trabajaba en una biblioteca antes de emigrar a Irlanda, y tenía muchos intereses: historia, psicología, literatura y leer. Una vez que se jubiló, reavivó su amor por cada uno de ellos. También empezó a dedicarse a su pasión por la escritura, y comenzó con un blog sobre la vida en Irlanda y la vida con EM. Incluso ha estado trabajando en la escritura de su primer libro.

Como es una fervorosa defensora de los pacientes, Willeke también aceptó un papel como representante de su sociedad de EM nacional, con el fin de asegurarse de que las personas con discapacidades fueran oídas. Al estar involucrada en la formulación de políticas y trabajar para influir sobre cambios en el gobierno es lo que Willeke atribuye como su impulso para salir de la cama cada mañana.

Una mirada al futuro

Abandonar la fuerza laboral no siempre es algo permanente. Con la tecnología que avanza cada vez más, las opciones como comenzar tu propio negocio, el trabajo independiente o el teletrabajo están cada vez más al alcance.

Willeke aprendió que es importante no apurarse en el proceso. Tal como afirma: “Considéralo el primer año del resto de tu vida, y sigue a partir de ahí”.

¿Cómo fue tu experiencia al abandonar el mundo laboral laboral? ¿Tienes consejos para otras personas que están haciendo la transición? Compártelos con nosotros en Facebook.

Detenerse y oler las rosas: debemos recordar ser agradecidos mientras vivimos con EM

Cuando se tiene esclerosis múltiple, puede ser difícil recordar estar agradecido de las cosas pequeñas. La bloguera de Living Like You, Birgit Bauer, brinda sus consejos.

Leer más
x

¿Nos sigues en Twitter?

Ya os estoy siguiendo @LivingLikeYou

x

¿Ya nos diste Me gusta en Facebook?

Viviendo Como Tú

Este sitio web pretende usar cookies para mejorar el sitio y su experiencia. Al continuar navegando el sitio, usted acepta nuestro uso de cookies. Si desea más información o no desea que coloquemos cookies cuando utilice el sitio, haga clic aquí: Acerca de las cookies
No volver a mostrar esto